martes, 13 de junio de 2017

CROACIA: ANTIGUA Y AZUL

Zadar
Regreso con todo el azul del mar de Croacia en mis recuerdos. 
Con la transparencia del agua en la mirada. 

He pisado antiguos caminos de mármol y piedra.

He tocado muros que esconden siglos de tiempo y de sangre.
Split




He visto flores que no conocía.






Un sol rojo al atardecer sobre el mar Adriático, y estrellas nuevas en el cielo de Istria. Istria, ese nombre de míticas resonancias...

He visto una cueva llena de luz azul, 


 y otra con un círculo verde esmeralda en el centro del agua.
Y el agua, el agua, siempre translúcida, corriendo hacia el mar....






Zagreb

Royal Cravates


Visité una elegante ciudad llena de parques y tiendas de libros, en donde una guardia con uniformes del siglo XVII cambia de turno al mediodía en una plaza medieval.


Zagreb: Plaza de San Marcos
Ví letreros en  alfabeto cirílico,



Dubrovnik
Y murallas y torreones que se elevan por los montes,
y leones alados esculpidos en la piedra.








Subí noventa y nueve escalones para ver una iglesia en la mitad de un lago y tañer una campana. 
Iglesia del Lago Bled

Recorrí el mausoleo de un emperador pagano, convertido en templo cristiano de los que asesinó, 

Split: mausoleo en palacio de
Diocleciano


y me senté a descansar en la paz de un claustro franciscano.


He visto las huellas de las guerras y cómo se sigue levantando la gente luego de cada cataclismo, de cada desastre. 


Rastros eslavos, romanos, bizantinos, venecianos, austro-húngaros, rusos comunistas.



Con Svone-Restaurante
Amoret-Dubrovnik
Y me sigue asombrando cuán hermoso es el mundo, 
cuán gratificante la vida, 
cuán generosa es la gente en todos los sitios.

    Qué dulce suena una guitarra en el atrio de una catedral medieval, 










y cuánto puede uno imaginar y soñar mientras camina por una tierra antigua y  lejana.
Zagreb
Y también, qué bueno  es volver a la tierra propia y al mar conocido, 
a los amigos y a los hermanos, 
a pesar de todo, y por todo eso que está aquí,
siempre donde esté,
siempre conmigo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todo comentario o crítica debe ser, ante todo, respetuoso. Te ruego sigas esa simple regla.